NoticiasPoliflex3

Por Ing. Iván del Ángel

En México existen diferentes métodos constructivos que se utilizan en la edificación de viviendas. Es muy común que de una región a otra cambien, ya sea por tradición, materiales disponibles o -incluso- por el clima. En este artículo se explicará cómo puedes utilizar POLIFLEX en las losas más comunes y en una futura edición se abordarán los muros, que también tienen su diversidad.

Una losa es la parte más laboriosa y complicada del proceso constructivo por lo que debe hacerse de manera cuidadosa. Su grosor es variable y depende si es de entrepiso o de azotea; de igual manera si se colocará algún tipo de bovedilla.

Una vez determinado el tipo de losa, se elige el armado que debe llevar para darle resistencia; éste se hace con varillas corrugadas. Veamos ahora cómo debes colocar el POLIFLEX  en algunas de éstas.

 

Losas de concreto

Las losas de concreto o tradicionales son de 10, 12 y 14 cm de espesor, aunque existen más gruesas. Para construirlas se coloca una plataforma a base de tarimas o tablas de madera sostenidas por vigas y polines en la parte inferior, después se coloca el armado de acero sobre toda la cimbra; una vez terminados estos pasos es el momento de realizar la colocación del sistema POLIFLEX.

Primero se identifican en dónde deben ir las salidas de luminarias, para éstas puedes utilizar un bote integral POLIFLEX  de 10 o de 8 cm de altura, dependiendo el grosor de la losa, es decir, si tienes una losa de 10 cm debes colocar un bote de 8 cm; si se trata de una losa de 12 o 14 cm puedes colocar cualquiera de las dos medidas disponibles. Recuerda que debes orientar a tus clientes para que, en lo posterior, elijan una luminaria adecuada al tamaño del bote.

Una vez ubicadas las posiciones de los botes integrales, procede a realizar el tendido del POLIFLEX, éste puede quedar por arriba del armado. Aunque algunos electricistas acostumbran entrelazarlo en las trayectorias más largas, lo más recomendable es dejarlo por arriba de la malla, asegurando cada metro con los cinchos plásticos que incluye el kit de instalación.

 

NoticiasPoliflex2Lámina de acero (losacero)

La llamada losacero consta de una lámina de acero estructural galvanizado con un diseño de canales o nervaduras que le permiten ser utilizada como losa de entrepiso y azotea. Esta lámina se apoya en trabes metálicas que sustituyen a las de concreto. Este novedoso método es utilizado comúnmente en edificaciones comerciales, oficinas, puentes, bodegas, etcétera, sin embargo cada vez son más los que lo usan en viviendas residenciales. Una vez colocadas las láminas, se realiza un tendido de una malla la cual es de un tipo de alambrón, sobre ésta puedes realizar el tendido de POLIFLEX y asegurarlo a dicha malla con los cinchos plásticos (previamente identificadas las salidas de las luminarias).

Es importante mencionar que al ser una tubería flexible y que no guarda memoria, permite realizar trayectorias totalmente rectas y las transiciones de muro a losa en ángulos de 90° sin que se vea afectado el diámetro interior, así se logra un mayor ahorro en los metros lineales de POLIFLEX, pero principalmente en metros de conductor, esto comparado con la tubería lisa.

En losas de concreto y losacero, donde al momento de colar existe paso de trabajadores, se recomienda POLIFLEX Rojo extra resistente.

 

NoticiasPoliflex

Comparte esta información en tus redes...Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email