Para poder estar activo y concentrado todo el día, es necesario tener un sueño reparador sin interrupciones.

Por: Psicóloga Andrea Velasco Casazza

A la mayoría de la gente se le dificulta conciliar el sueño, por lo que busca constantemente soluciones para remediar esta situación. Dormir bien es muy importante para la memoria, el aprendizaje, la función inmunológica, el metabolismo y el estado de ánimo.

Un factor que debes tomar en cuenta es que no solo importa la cantidad de tiempo que pasas durmiendo, también es importante la calidad. Cuando el sueño es interrumpido o acortado, puede afectar el bienestar físico y mental. Es así que un buen descanso implica dormir el tiempo necesario (8 horas para un adulto) y de la manera correcta.

A continuación te proporcionamos algunos consejos que puedes poner en práctica para lograr descansar bien:

Sigue un horario fijo para dormir: intenta acostarte y levantarte siempre a la misma hora, así ayudarás a saber a tu cuerpo cuando es el momento de ir a descansar.

Evita la cafeína y la nicotina: los efectos de estos estimulantes pueden tardar hasta 8 horas en disiparse.

Mantén lejos de tu dormitorio aparatos tecnológicos: celulares, computadoras o televisores, ya que estos emiten ondas electromagnéticas y mucha luz.

Relájate antes de ir a dormir: una actividad relajante antes de ir a dormir, como leer, tomar un baño caliente o escuchar música, debe formar parte de tu ritual antes de acostarte.

Ahora está en ti comenzar a crear mejores hábitos de sueño y disfrutar al 100% tu día después de haber descansado adecuadamente.

Existen 82 diferentes trastornos del sueño;

el insomnio es el más común entrelos adultos mayores.

Comparte esta información en tus redes...Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email